Saltar al contenido
Expertos Cirugía Plastica

Ritidoplastia o Lifting facial

Ritidoplastia

¿Que es la Ritidoplastia?

La Ritidoplastia también conocida bajo el termino de Lifting facial, es un procedimiento estético del tipo invasivo que tiene como objetivo principal remover toda la piel laxa que se encuentra en exceso en el rostro.

A fin de lograr mejorar la apariencia facial, a través de la desaparición casi total de todos los ángulos faciales que han sido afectados por la gravedad con el paso de los años; actualmente es bastante común esta técnica quirúrgica tanto en hombre como mujeres.

Ritidoplastia Facial

La Ritidoplastia facial es un procedimiento quirúrgico que ha suscitado el mayor número de intervenciones en la actualidad, esto se debe a que la edad no perdona y cada día son más los hombres y mujeres que recurren a someterse a este tratamiento para lograr un rejuvenecimiento facial.

Se podría decir, que se trata de un estiramiento de la piel del rostro, donde su principal función es la de recuperar la flacidez cutánea del área facial y eliminar todas aquellas señales de arrugas que aparecen con los años.

El procedimiento es bastante sencillo, en donde un médico cirujano especialista en esta técnica quirúrgica procede hacer una serie de incisiones en áreas escondidas del rostro del paciente; como por ejemplo en la parte trasera de las orejas o incluso en el cuero cabelludo.

Esto se hace con la intensión de no dejar ningún rastro de cicatriz visible al estirar la piel y cortar el exceso de la misma después de terminar con el procedimiento, en el caso de que la Ritidoplastia facial se haga a través de la zona del cuello se obtiene una ventaja adicional.

Ya que el médico cirujano puede tener la oportunidad de practicar una liposucción en  esta área antes de estirar la piel del cuello y eliminar el exceso de manera más eficaz. Esta práctica no necesariamente requiere del estiramiento del 100% del área facial.

Se puede hacer por partes, solo para eliminar rastros de la edad en las zonas más afectadas. De esta manera existe la posibilidad de someterse a una Ritidoplastia completa o por partes, siendo un lifting facial medio concentrado en la zona de los pómulos y los parpados.

O un lifting inferior, que se concentra en el área del cuello, la papada y toda la zona inferior del rostro. También es posible hacer un procedimiento de mini estiramiento facial, este es mas focalizado como los pliegues de la nariz, los parpados, la barbilla, entre otros; además de tener un procedimiento de recuperación más rápido.

Ritidoplastia Baja

La Ritidoplastia Baja o también conocida como Ritidoplastia cervical es el nombre que se le da al procedimiento de estiramiento de la piel del rostro que se concentra en el área baja facial, haciendo incisiones por la parte de la de la sien delante de las orejas y finalizando en la parte posterior del cuello.

Las áreas especificas que se tratan en este tipo de Ritidoplastia son las del cuello y generalmente hasta la zona de los pómulos. Aunque en algunos casos es necesario hacer una incisión en la parte trasera de la barbilla para tener un mejor acceso al área del cuello y facilitar el corte del exceso de la piel.

Aunque parezca un procedimiento sencillo, este es el tipo de Rinoplastia más complicada ya que trabaja un área más extensa del rostro dependiendo de los tejidos que se deban tensar. También requiere de una mayor dedicación en las técnicas de suturas, para evitar que queden cicatrices visibles después de la cirugía.

Ritidoplastia Frontal

La Ritidoplastia frontal, se define así por enfocar el procedimiento de estiramiento de la piel del rostro hacia la zona de las cejas y la frente. Su objetivo principal es hacer desaparecer esas arrugas que aparecen con los años en el entrecejo.

Dándole un semblante más juvenil al paciente a través de un procedimiento sencillo que se hace con una incisión en el cuero cabelludo, levantando el tejido blando de la piel que cubre la frente y las cejas.

La mayoría de los pacientes que se han sometido a este tipo de cirugías, han logrado disminuir con éxito las líneas de expresión que se forman el área de la frente y el entrecejo; así como también eliminar el aspecto de ojos cansados e incluso ayudar a reducir el tamaño de la frente.

Precios en España

Cada día son más las variaciones de precios en España para realizar una Ritidoplastia, esto se debe a que muchos médicos cirujanos se están especializando en este tipo de procedimiento quirúrgico estético en el país.

Sin embrago, esta variación de rango de precios que se sitúa entre los 4000 € y 6000 € se debe a diferentes factores que influyen en el mismo; entre los principales están la clínica donde se realizara la cirugía, el costo del trabajo del médico cirujano, la anestesia, entre otros.

Pero el factor más importante que va a determinar el presupuesto de una Ritidoplastia, es la zona específica a tratar. Esto quiere decir, que si será una Ritidoplastia completa, parcial o incluso si es necesario incluir también una Blefaroplastia para corregir el área de los parpados o cualquier otro procedimiento quirúrgico.

Posibles riesgos de una Ritidoplastia 

A pesar de que la Ritidoplastia es una cirugía estética muy sencilla, existen algunos posibles riesgos a corto o largo plazo que pueden sufrir los pacientes que se someten a este tipo de cirugía; la mayoría de ellas son totalmente controladas a través de tratamientos médicos o incluso con alguna corrección quirúrgica.

El primer riesgo son los hematomas, ya que el estiramiento de la piel del rostro puede provocar una presión e hinchazón que trae como consecuencia la acumulación de la sangre. La cicatrización es otro de los riesgos detrás de una Ritidoplastia.

Ya que las incisiones de esta cirugía son permanentes, aunque la mayoría de las veces estas cicatrices se pueden ocultar fácilmente con ayuda de las líneas del cabello y los contornos naturales de las diferentes áreas faciales como las orejas y otros.

La pérdida de cabello podría ser otro de los posibles riesgos después de Ritidoplastia, esta puede ser permanente o temporal en las áreas cercanas a la zona de incisión para la cirugía.