Saltar al contenido
Expertos Cirugía Plastica

Reducción de pecho

Aunque en la sociedad actual la mayoría de las mujeres han sido atrapadas por el estereotipo de que grandes senos hacen a una mujer bella; existen muchas otras que no pueden agrandar sus senos e incluso deben hacer una reducción de los mismos. Lo que sin duda puede ser una contradicción para muchos, y es que la cirugía de reducción de pecho, es mucho más común de lo que se cree.

No todo debe centrarse en la belleza, muchas mujeres ambicionan hacer sus pechos grandes, es decir no están conformes con los pechos que tienen. Pero algunas veces para hacerse un aumento del tamaño de los pechos, las mujeres deben pensar primero en su salud ¿Por qué? No sólo pensar en los riesgos que conlleva una operación quirúrgica, sino también porque tener un gran tamaño de pechos puede ser un problema, el peso de los ellos al ser tan grandes puede llegar a contribuir a que surjan problemas lumbares.

No todas las cirugías de reducción de pechos se deben a que las mujeres tienen problemas lumbares. Algunas veces esta opción es colocada sobre la mesa, debido a que muchas prefieren unos senos menos grandes pero con más firmeza.

¿Qué es la reducción de Pecho?

Se conoce a la reducción de pechos como un procedimiento de tipo quirúrgico que tiene como objetivo reducir el tamaño del pecho o mamas,  es denominado también como mamoplastia.  La reducción de los pechos femeninos, se hace a través de la extirpación de tejido mamario, grasa y piel. Gracias a ese procedimiento las mismas se hacen más firmes, ligeras y pequeñas.

Es posible que mediante el procedimiento de reducción de pechos, se haga la areola de menor tamaño, es una operación que puede contar como cirugía de tipo plástica. Fundamentalmente esta cirugía está dirigida para las mujeres que tienen senos extremadamente grandes, y además le están generando incomodidades por el peso de los mismos.

Reducción de pecho

Entre los dolores o molestias que se pueden ocasionar en una mujer por tener senos muy grandes, están dolores de espada y cuello. Además no sólo se trata de dolores, muchas veces las mujeres presentan algunas irritaciones en su piel, por la parte baja del pecho. En algunos casos las mujeres pueden presentar faltas de tipo respiratorias.

Se debe destacar que la mamoplastia busca hacer el tamaño de los pechos de una mujer de forma proporcional a su cuerpo.

¿Cómo es el procedimiento para reducir el pecho?

Lo primero que se debe tener en cuenta, es que es un procedimiento que se hace siempre y cuando se cumpla un requisito principal. El requisito es que el pecho de la mujer ya se encuentre totalmente desarrollado, esto quiere decir que ya haya pasado su adolescencia. Se debe destacar que hay dos tipos de reducción de pecho, uno es llamado la T invertida y la otra es la de la Cicatriz vertical.

La cirugía para reducción de pechos llamada Cicatriz Vertical, permite que se deje una cicatriz mucho más pequeña, y esto sin duda es algo que todas las mujeres que están sometidas a ése proceso quieren. EL tipo de operación que se realizará, depende exclusivamente de la condición de cada paciente, y de lo que indique el cirujano de la operación. Sin embargo la que más se utiliza en la actualidad, es la opción que deja la menor cicatriz.

  • El procedimiento para la reducción de pechos de una mujer, empieza con un proceso pre-operatorio.
  • El doctor encargado de la cirugía comienza haciendo tres cortes de tipo quirúrgico conocidos como incisiones.  Estas incisiones se hacen alrededores de la areola, es decir entorno al pezón. Estos cortes se hacen en dirección al pliegue que se encuentra  debajo de la mama.
  • Se hace la extracción de tejido, piel la y grasa que estén demás en los pechos. El pezón es trasladado y las areolas se posiciona hacia arriba, muchas veces la areola queda reducida, para así encajar mejor con el tamaño de los senos.
  • Luego el doctor hace cierre de cada incisión, con el uso de suturas, además hace una remodelación de las mamas.

Es una operación realizada con anestesia general, en un quirófano, la misma dura 4 horas.  La paciente dura un día en el hospital o clínica.  

Riesgos de la reducción de pechos

Todo procedimiento de tipo quirúrgico, conlleva a que exista riesgo, es sumamente importante que las mujeres que pasen por éste procedimiento estén atentas a ellos. 

La reducción de pecho es una operación que se realiza en base a la relación del beneficio potencial en comparación al riesgo que las mujeres poseen.

Se debe decir que cada una de las posibles complicaciones de la operación de mamoplastia, pueden no ocurrir, sin embargo se recomienda discutir cada una de estas con el doctor. 

El Sangrado

Es poco probable que esto le suceda a una mujer al ser operada por el procedimiento de reducción de senos, no obstante puede suceder.  La hemorragia puede aparecer en el momento del procedimiento o incluso luego de la cirugía. Si esto sucede luego del a operación, se debe aplicar a un tratamiento  para extraer la sangre que se encuentre acumulada.

Se recomienda no tomar ningún tipo de aspirina, o algún antiinflamatorio antes de la cirugía, en un promedio de diez días. Se prohíbe tomar estos medicamentos, porque los mismos aumentan el riesgo de sangrado.

Sensibilidad de la piel

Algunas mujeres pueden notar un cambio de sensibilidad en los pezones y en parte de la piel de sus mamas, luego de practicarse la cirugía.  En algunos casos se puede perder toda la sensibilidad de la piel, luego de la mamoplastia, esto puede suceder en los dos pezones o en uno.

Infección

Como con toda cirugía, la infección es un riesgo latente, para aquellas personas que sufran éste síntoma deben tomar un tratamiento de antibióticos.

Dolor

La reducción mamaria puede no disminuir los dolores lumbares del todo, además de que al principio puede quedar un dolor en los tejidos de las mamas.

Cicatrización

Es muy posible que la cicatrización sea bastante buena, sin embargo pueden existir cicatrices anormales, en los tejidos más profundos o en la piel. Estas cicatrices pueden tener un color distinto al de la piel. En algunos casos se aplican tratamientos para una cicatrización anormal de la cirugía.

Asimetría

Muchas veces se puede notar que los senos no lucen del mismo tamaño, o con la mima simetría, y esto es un riesgo que las mujeres deben conocer al aplicarse éste procedimiento plástico. Sin embargo luego de la cirugía, se puede somete a la paciente a una cirugía que le permite dar simetría al seno.

Firmeza

En muchos actos puede haber exceso de la firmeza de los senos, y esto ocurre principalmente por la cicatrización interna, o lo que se conoce como necrosis grasa. Es algo que no se puede predecir, se puede hacer un tratamiento adicional de tipo quirúrgico.

Cuidados Pre-Operatorio de reducción de pecho

Es importante que las mujeres que van a pasar por éste procedimiento, sepan bien los cuidados pre-operatorios que deben tener. Es muy importante tener estos cuidados para que la operación sea realizada con éxito.

  • Al igual que cualquier intervención de tipo quirúrgica, un examen de tipo médico previo al procedimiento quirúrgico es necesario. Es un examen que se hace para prevención de cualquier anomalía posible que pueda tener la paciente y puede perjudicar la operación.
  • Se hacen exámenes pre – operatorios, incluso especiales para descartar sida o hepatitis, además de que es necesario realizar un electrocardiograma.
  • Para pacientes mayores de los 40 años, es necesario realizar una radiografía de tórax.
  • Antes de la cirugía, a las pacientes deben hacer uso de un jabón de tipo germicida, para lavar todo cuerpo.
  • Las pacientes tiene que informar a su doctor que medicamentos han estado tomando.
  • No recomendable que las pacientes tomen aspirinas antes de la operación, ya que las mismas pueden generar hemorragias.
  • Aquellas mujeres que consumen cigarrillo, deben dejar de consumirlo por lo menos dos semanas antes de la intervención. Además es recomendable que dos semanas después de la operación tampoco consuman cigarrillos, esto porque el fumar tabaco puede  contraponerse a una cicatrización adecuada de la herida.

Cuidados Post-Operatorio de reducción de pecho

Luego de una operación es importante que se  tomen los cuidados necesarios, para que la reducción de pechos sea totalmente exitoso, el cuidado post – operatorio debe hacer correctamente. Las mujeres que se practicarán esta cirugía, deben estar atentas a los siguientes cuidados.

  • Las pacientes deben permanecer como mínimo 24 horas en el hospital o clínica donde se practique la cirugía.
  • Las pacientes tendrán drenajes que son sustituidos luego con vendaje adhesivo, hasta que estos drenajes no sean sustituto, deben permanecer en el centro de salud.   Se utiliza un sujetador especial elástico que es utilizado para cubrir apósitos, estos se debe usar de forma constante al menos 3 semanas después de realizada la cirugía. El uso del sujetador elástico es durante el día y la noche, el mismo sólo puede ser retirado al momento que la mujer sienta mucha presión.
  • El tomar antibióticos y analgésicos es absolutamente necesario, luego de haber sido intervenida, los antibióticos previenen que surjan infecciones, además los analgésicos disminuyen cualquier molestia de dolor que pueda existir a causa de la operación.
  • En una semana aproximadamente, ya la paciente puede llevar una rutina normal, sin hacer mucho esfuerzo físico.

Síntomas normales durante el post- operatorio

Para aquellas mujeres que se realizan esta cirugía, se describe información sobre los distintos síntomas que pueden sentir luego del procedimiento. Son síntomas normales, igualmente si son muy persistente se recomienda hablar con el doctor.

  • Se pueden sentir molestias lumbares, cierto hormigueo en los pies o la manos, debilidad den las manos o en los brazos.
  • Un leve dolor en los pechos, que es moderado.
  • En las 48 horas después de la cirugía, se puede sentir una pequeña elevación de la temperatura corporal, la misma puede llegar a ser de 38.3° centígrados.
  • Es posible que exista un sangrado o secreción pequeño, en las 48 horas después de la intervención.
  • Posiblemente se noten edemas (moretones) los mismo comienzan a desaparecer por si solos.

Lo qué se debe saber

Existen una serie de datos importantes sobre esta cirugía, para otras dudas, los doctores que practicaran la cirugía pueden dar una respuesta.

  • El vendaje puede ser retirado luego de dos días de colocado.
  • Los puntos de la cirugía, son retirados en las siguientes dos semanas de la intervención quirúrgica.
  • Probablemente en el primer mes se note una pequeña hinchazón, además de que se pueden sentir molestias en los brazos, para esto se ingieren analgésicos, es importante que las pacientes no tomen aspirinas.
  • Es sumamente útil que los primeros días se utilice un drenaje linfático, para los posibles hematomas.
  • Para hacer ejercicio, se debe comenzar con rutinas pequeñas o ligeras, luego se debe aumentar de forma semanal o diaria la exigencia de las mismas.
  • No se debe tomar nada de sol en el primer mes después de la operación, además está prohibido que las pacientes vayan a un sauna, al menos durante los primeros tres meses.
  • No dejar que las heridas se mojen, hasta que los puntos sean totalmente retirados, se debe tener mucho cuidado al momento de tomar el baño.
  • Se debe descansar y dormir con la cabeza y la espalda levantada un poco, no se debe dormir boca abajo o de costado.
  • Las heridas no deben exponerse al aire, además de que no deben ser tocadas por los dedos directamente, ya que pueden contaminarse.
  • Se recomienda que las pacientes no conduzcan durante las primeras dos semanas.

¿Es definitiva la reducción de pecho?

Pueden pasar varios meses hasta que se vea de forma definitiva como quedarán los pechos de la paciente. Se debe destacar que el aspecto de los pechos puede cambiar por cambios de peso, estimulo hormonal o embarazo, debido a que los pechos son propensos a la flacidez, los senos pueden cambiar en su forma.

Luego de practicada la cirugía, no es posible que las pacientes no tengan la disponibilidad de la lactancia materna.